Te quiero mucho de aquí hasta la luna.

Sé que leerás esto, sé que los sentimientos no se van de la noche a la mañana. Sé que aún me quieres como yo a ti y lo único que me gustaría en este momento es correr hacia ti y decirte cuán importante eres en mi vida, lo feliz que me haces a pesar de que ya no sea lo mismo. Tu voz, tu sonrisa, tus mejillas rojitas, tu inocencia pura me cautiva, tu forma de ver la vida me llena y tu ser me enamora.

De ti tengo lo mejores recuerdos. Sé que ambos hemos decidido tomar rumbos distintos, pero ambos sabemos que algo bonito no puede terminar feo. Vivo agradecido contigo por todo lo aprendido y sigo aprendiendo. Me pareces una mujer genial, tan bella y en todos los sentidos.

Me encanta tu mirada, tu cabello, tu voz, tus talentos y cómo cuando cantas me hipnotizas. Quiero decirte que aún te quiero y te extraño como no tienes idea y sé que tú a mí. Lo que sentimos es muy fuerte. El tiempo dirá. Solo quiero que sepas que desde donde esté te cuidaré, te protegeré y estaré para ti. No es una despedida porque a lo mejor el destino tiene algo preparado para los dos.

Quiero que sepas mi bella niña  que es inevitable contener cada lágrima al escribir esto y ¿sabes por qué? Porque me importas y mucho, porque te quiero y demasiado, porque te extraño cada día más.
Extraño despertar temprano y ver mi celular con mensajes llenos de corazones y todas esas cosas bonitas que me decías y me encantaban y cuando me escribías mientras entrenaba o cuando tú recibías mis mensajes mientras estabas estudiando. Es difícil que me los saque de mi cabeza porque dicen que lo bueno siempre se conserva en la mente y en el corazón. Nadie en mi vida me había puesto tan feliz como tú, nadie se ha preocupado al nivel que tú lo has hecho, nadie me ha querido así como tú lo haces (porque sé que el cariño aún vive en ti) y nadie ha sido tan perfecta como tú en mi mundo.

Daría todo lo que fuera para que los meses pasen volando. Un día como hoy dentro de cinco meses estaré donde tú estás y celebraremos tu cumpleaños. Sea cual sea la situación yo estaré para ti y tú para mí. Estamos tan cerca y lejos a la vez pero lo que sentimos pese a que hay un detonante que hizo una pausa a toda esta bella historia es demasiado fuerte, yo no lo niego y sé que tú tampoco.

Termino escribiendo este post con una que otra lágrima y no lo digo porque quiero dar pena, expreso lo que siento y siento que te extraño y me haces mucha falta. Hoy sentí un nudo en la garganta cuando mi abuela me preguntó por ti. Pese a todo, quiero que sepas que eres lo mejor que está pasando en mi vida y como sé que me leerás públicamente te digo que aquí estaré para lo que necesites y quiero ayudarte (tú sabes a lo que me refiero) porque quiero tu felicidad mi niña. Recuerda que eres luz y que con ese carisma haces alegrar a todo tu alrededor.

Te quiero mucho, de aquí a la luna de ida y vuelta y cada día te extraño más y más y siempre estás presente mi bella.

6 comentarios sobre “Te quiero mucho de aquí hasta la luna.

Responder a Jacqui Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s