Parte 02

…Y sí que estuvo tensa la situación, nos miramos mal. Ella sentía como si estuvieran invadiendo su territorio y yo estaba molesto porque la mayoría de mis planes se fueron abajo.
Cristina y Franklin se van y se despiden de nosotros muy amables, mientras Camila y yo seguíamos incómodos.

Pasaron las horas y las cosas empezaron a calmarse. Salí de mi habitación, Camila estaba estudiando en la sala y decidí acercarme, ella me miró y me dijo:

  • ¿Estás bien?
  • Sí claro… ¿Cómo estás?
  • ¿Bien? ¿Tú?
  • También.
  • Pensé que nunca me hablarías. No te voy a negar que desde el inicio me parecías muy sobrada, creída y veo que no es así.
  • La verdad todo se me juntó y sí, en algún momento me molesté porque pensaba que todo este departamento sería para mí y me di cuenta que no es así.
  • Yo también pensé lo mismo y la verdad sí me molestó los cambios que hizo Cristina, pero tampoco te iba a dejar dormir donde sea o que te estresaras en buscar otro lugar.
  • Que lindo gesto Camila.
  • Con todo el gusto.
  • Discúlpame por el mal genio y el mal momento.
  • Ya pasó. No te preocupes.
  • ¿Salimos a cenar? Yo invito.
  • Está bien querido. Acepto.

Esperé a Camila como una hora y media y en ese tiempo aproveché en escuchar música y escribir mi nueva columna. Me quedé sorprendido cuando la vi, de por si es una chica muy bonita e inteligente. Cuando ya estaba lista para salir, no pude dejar de mirarla.

Estábamos yendo al centro comercial para comprar unas cosas que le faltaban para su maqueta y luego iríamos a comer. No parábamos de hablar y reírnos todo el camino. No sabíamos si en este caso se aplicaba ese dicho que del odio al amor hay un solo paso, pero lo que sí sabíamos es que había una conexión bárbara.

Luego de estar en el restaurante, fuimos al cine y elegimos ver una película de terror. Cuando estábamos en el cine, ella retiró el separador y puso su cabeza en mi hombro, luego se sentaba, colocaba su cabeza en mi hombro y así durante toda la película. Hubo una escena fuerte en la película donde la piel se me puso de gallina y ella me abrazó y se quedó así por cinco minutos, mientras me abrazaba me cogió las manos y me dijo al oído muy suave lo rico que olía mi perfume y se adueñó de mis manos toda la película. No niego que me gustó, pero por un rato pensaba que se trataba de ideas mías, me concentré en la película. Ella a veces me miraba fijamente y yo me hacía el desentendido.

Salimos del cine y empezó a llover. Fuimos rápido al taxi con dirección al departamento. Ella me daba gracias por la salida y por la cena y yo le di gracias por el cine porque sí que nos divertimos. Sentía frío y metí mis manos al bolsillo y ella metió su mano pero a mi bolsillo.

  • Me encantan tus manos. Son tan suaves y lindas a la vez.
  • Qué linda Camila. Tú eres muy bonita.
  • ¿Y tu novia no se enoja que viajes solo?
  • Llevo dos años soltero.
  • ¡Wow! Quién diría.
  • ¿Qué cosa?
  • Nada…yo me entiendo.

Llegamos al departamento y lo primero que hice fue tomar un baño de agua caliente y ponerme lo más cómodo posible. Camila empezó a ver los detalles de su maqueta. Salí a verla y sentarme en la sala a terminar de escribir mi primer post. Puse música y seguía en lo mío y ella en lo suyo. Ella me miraba y yo también y nos sonreíamos.

Siendo las dos de la madrugada, ambos nos paramos y nos pusimos a conversar. Moría de sueño y ya no pude más, ella también estaba cansada. Llegó un punto donde hablábamos adormitados, nos venció el sueño a ambos y nos quedamos dormidos en la sala….

3 comentarios sobre “Parte 02

Responder a Isabel Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s